Radio CRE

Nueva York – La Organización Mundial de la Salud (OMS) dijo en un reporte publicado este viernes que gran parte de la comunidad global no está preparada aún para implementar el tipo de medidas que ha contenido el rápido avance del brote de coronavirus en China.

Desde Ginebra, en la habitual conferencia de prensa, el director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus, dijo este viernes que “ahora hemos aumentado nuestra evaluación de riesgo de propagación y de riesgo de impacto del COVID-19 a un nivel muy elevado en todo el mundo”.

“Aumenta el número de casos, y el número de países afectados estos últimos días son claramente preocupantes”, declaró el director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus.

“Nuestros epidemiólogos han seguido permanentemente estos acontecimientos y ahora hemos aumentado nuestra evaluación de riesgo de propagación y de riesgo de impacto del COVID-19 a un nivel muy elevado en todo el mundo”, agregó.

El doctor Tedros volvió a insistir en la higiene adecuada de lavado de manos para reducir contagios, además de la limpieza de superficies.

Luego de detallar 10 consejos de cuidados e higiene, dijo que “juntos, somos poderosos. La contención comienza contigo. Nuestro mayor enemigo en este momento no es el coronavirus en sí. Es miedo, rumores y estigma. Y nuestro mayor activo son los hechos, la razón y la solidaridad”.

También indicó que se están desarrollando más de 20 vacunas en el mundo y varios productos terapéuticos se están ensayando clínicamente. Los primeros resultados se esperan en “unas semanas”, sostuvo.

Al menos 50 países afectados

Si China había sido hasta hace poco el único foco mundial de coronavirus, el riesgo se ha multiplicado con la emergencia de nuevas fuentes como Corea del Sur, Irán e Italia. Medio centenar de países están ahora afectados, según la OMS.

“Son las únicas medidas que han demostrado en la actualidad que puedan interrumpir o minimizar las cadenas transmisión en humanos”, indicó el reporte.

“En estas medidas es fundamental una vigilancia extremadamente proactiva para detectar los casos de inmediato, un diagnóstico muy rápido y el aislamiento inmediato de los casos, un seguimiento riguroso y la cuarentena de los contactos cercanos, así como un grado de comprensión y aceptación de estas medidas excepcionalmente alto por parte de la población”, dijo.

“Lo que vemos actualmente son epidemias vinculadas al COVID-19 en varios países, pero la mayoría de los casos pueden ser todavía atribuidos a contactos conocidos o a grupos de casos”, señala el director de la OMS.

“La clave para contener el virus es romper las cadenas de transmisión”, dijo.

Epidemia se puede contener

Aunque la OMS ha elevado el nivel de amenaza internacionalmente, la organización no considera que se trata de una pandemia.

Una pandemia es una situación en la que “todos los ciudadanos están expuestos”, lo que no es el caso en la actualidad, explicó a la prensa el director de programas de emergencia de la OMS, Michael Ryan.

“Si se tratara de una epidemia de gripe, habríamos hablado de pandemia”, pero en el caso del nuevo coronavirus, “hemos constatado que con las medidas para frenarlo, el curso de la epidemia se puede contener de manera significativa”.

Esta nota tiene 542 palabras