Radio CRE

Kiev – Ucrania se topó con fuertes obstáculos este jueves para tratar de evacuar de China a unas 70 personas afectadas por el brote de un nuevo virus debido al mal tiempo y las protestas cerca de un hospital donde los evacuados permanecerán en cuarentena.

Cientos de vecinos de la región ucraniana de Poltava se manifestaron el jueves por la mañana para tratar de impedir la cuarentena en su poblado por temor a que se propague la enfermedad en la zona. La gente colocó barreras y quemó neumáticos. La prensa ucraniana informó de choques con la policía, que detuvo a una decena de personas.

El presidente Volodymyr Zelenskiy sostuvo que los manifestantes “no expresan lo mejor de nuestra personalidad” y trató de asegurar a la gente que la cuarentena no significa peligro alguno para los vecinos de la aldea de Novi Sanzhary.

En un comunicado en su página de Facebook, Zelenskiy dijo que la gente evacuada de China está sana y se alojará en un centro médico cerrado, regentado por la Guardia Nacional, que “en las próximas dos semanas probablemente será la instalación más vigilada del país”.

En las primeras horas del jueves, un avión con 45 ucranianos y 27 personas de diversos países _incluidos Argentina, Costa Rica, Ecuador, Panamá, República Dominicana e Israel_ partió de Wuhan, el epicentro de un brote que ha infectado a más de 75 000 personas en el mundo y causado más de 2.100 muertes.

El avión hizo escala en Kazajistán para dejar a dos pasajeros kazajos. Luego trató de aterrizar en Járkov, en el noreste de Ucrania, pero no pudo debido al mal tiempo.

Voló a Kiev para cargar combustible y finalmente llegó a Járkov.

Esta nota tiene 290 palabras