Radio CRE

Guayaquil.- La espera de más de 30 años por tener una carretera de primer orden finalizó este lunes 17 de diciembre para los habitantes del recinto San Gabriel y otros caseríos aledaños de Daule, con la rehabilitación de la I fase de la vía Magro-Boquerón, de 3.8 km, que incluye un moderno puente de 45 metros que lleva el mismo nombre de dicha población, que hoy fue entregada por el prefecto Jimmy Jairala en medio de la alegría de sus pobladores.

El acto inaugural se efectuó con un recorrido vehicular, que inició en el recinto Brisas del Daule y culminó en San Gabriel. Allí, el párroco José Pantoja bendijo la obra que fue construida con aportes del Banco de Desarrollo del Ecuador (BDE) y Jairala cortó la cinta. El acto formal continuó con los agradecimientos de los beneficiarios, entre ellos Perfecto Villamar, quien además es uno de los gestores de su ejecución. “Este puente y esta carretera para mí son un manjar, ya que hoy en día beneficia a todos los campesinos y a los turistas que nos visiten… Me siento totalmente orgulloso porque esta obra fue continuada…”, dijo el dirigente, en alusión a que este tramo empata con la II fase, que fue inaugurada el 30 de agosto de 2017 y cuyos 10.50 kilómetros llegan hasta Piñal de Arriba.

Villamar también recordó que esta es una promesa cumplida de la Prefectura del Guayas. “Prefecto Jairala no quisiera que se vaya de la Prefectura, pero sé que también debe servir a su pueblo, que es Guayaquil…”, agregó, al mismo tiempo que le hizo extensivo su apoyo en su nueva faceta.

Elena Ochoa, también habitante de San Gabriel, sumó su agradecimiento y el de su comunidad al prefecto Jairala por las obras entregadas y por haber mejorado el ingreso a la iglesia y a la escuela de esta población. “En el invierno, los alumnos tenían que entrar con el lodo…”, señaló la mujer, quien contó que el puente había sido un sueño esperado desde hace más de 11 años.

Carlos Ramírez, representante de BDE, ponderó el trabajo conjunto con la Prefectura. “Hoy es un día de festejo y de gran alegría al inaugurar la vía Magro-Boquerón, fase I, que conecta a Daule y Santa Lucía y que influirá directamente en el desarrollo social y comercial de ambos cantones”.

Por su parte, el prefecto Jairala resaltó la importancia de esta vía y puente, que eran una necesidad hace 30 y 11 años, respectivamente. “Los arroceros debían sacar en el hombro su producción, pero hoy, el sector de Magro-Boquerón tiene más de 11 kilómetros de un camino de primera calidad y un puente, San Gabriel, con una vida útil de más de 120 años”.

Además de la I y II fase de la vía Magro-Boquerón, con el puente San Gabriel, Jairala afirmó que en Daule también deja la vía de acceso a Los Lojas, el carretero y puente San Pedro-Espinal, la vía Laurel-Los Quemados, la Lorena-Laurel, así como obras de riego y drenaje, que han beneficiado a los agricultores. También señaló que están pagados dos puentes bayles: uno sobre el río Pula, en el recinto Comején de Abajo, de 61 metros; y el otro sobre el río Daule, en Piñal de Arriba, de 150 metros. “Por eso, nos retiramos con la satisfacción del deber cumplido”, indicó el ejecutivo provincial.

Esta nota tiene 564 palabras