Washington.- El Directorio Ejecutivo del Banco Mundial aprobó un financiamiento adicional de US$ 233.6 millones para el proyecto Gestión de Aguas Residuales de Guayaquil, que se suma al financiamiento inicial de US$ 102.5 millones aprobado en el 2015.

El financiamiento para la Empresa Municipal de Agua Potable y Alcantarillado de Guayaquil (EMAPAG- EP) permitirá ampliar la cobertura de servicios de saneamiento al noreste de la ciudad y reducir la contaminación de aguas servidas en sectores vulnerables.

El Ministro de Economía y Finanzas de Ecuador, Richard Martínez, aseguró que “este financiamiento adicional, que cuenta con la garantía soberana del Gobierno Nacional, es una muestra del compromiso del Ministerio con los gobiernos locales y con proyectos en áreas fundamentales como agua y saneamiento que inciden directamente en la calidad de vida de la población”.

Los nuevos recursos se destinarán para la construcción de la Planta de Tratamiento Los Merinos, la misma que beneficiará a una población de aproximadamente un millón de habitantes. Además, se realizarán 4 mil conexiones intradomiciliarias y se construirá la red de alcantarillado para conectar a más de 7 mil nuevos hogares.

Adicionalmente, se contempla la instalación a lo largo del río Daule y el Estero Salado de una red de equipos de monitoreo de la calidad de agua en tiempo real.  El río Daule es la principal fuente de abastecimiento de agua potable para Guayaquil y otros municipios, por lo tanto, esta actividad constituye el inicio de un futuro gran sistema de monitoreo integral al cual pueden ir sumando equipos otros municipios.

El financiamiento adicional contribuirá al plan de universalización de los servicios de saneamiento y tratamiento de aguas residuales en Guayaquil beneficiando, particularmente, a los sectores vulnerables del noreste de la urbe. Además, estos recursos apoyarán el mejoramiento de las condiciones ambientales de la ciudad”dijo el Director del Banco Mundial para los países andinos, Alberto Rodríguez.

El Alcalde de Guayaquil, Jaime Nebot, manifestó los recursos aprobados por el Banco Mundial nos permitirán consolidar el trabajo que hemos iniciado para que la ciudad cuente con un sistema integral y moderno de tratamiento de aguas residuales, con tecnología de punta para lograr una ambiente saludable y una mejor calidad de vida.”

La fecha de cierre del proyecto es abril del 2023, el crédito es a 35 años con 15 años de período de gracia.

Esta nota tiene 406 palabras