Nizhny Novgorod.- Croacia derrotó a Dimanarca por lanzamientos de tiro penal luego del empate que tuvieron durante los 120 minutos de partido y el jugador el portero Danijel Subasic fue quien atajó tres penales para darles la clasificación a cuartos de final del cuadro croata.

Croacia, que llegaba como el candidato a quedarse con la victoria tras sus grandes demostraciones en la fase de grupos, nunca pudo imponer su juego y sufrió más de lo esperado.

En cuartos de final, Croacia se medirá con el local Rusia, que más temprano el domingo superó 4-3 a España en la definición por penales después del empate 1-1 en los 120 minutos reglamentarios.

El ganador del Grupo D pudo haber cerrado el partido a cinco minutos del final del tiempo suplementario, cuando el árbitro argentino Néstor Pitana marcó penal tras una falta sobre Ante Rebic. Sin embargo, el danés Kasper Schmeichel contuvo el remate de Luka Modric al lanzarse sobre su izquierda.

Luego Schmeichel contuvo otros dos remates en la definición, pero su esfuerzo no alcanzó para que el elenco nórdico avanzara de fase.

“Es un sentimiento raro. Estoy muy decepcionado, pero al mismo tiempo enormemente orgulloso del equipo”, sostuvo Schmeichel tras el partido. “Creo que hoy tuvimos una oportunidad, fuimos el mejor equipo en la segunda parte y en el tiempo extra”.

“Creo que no tuvimos suerte”.

Dinamarca se puso en ventaja a los 57 segundos por intermedio de Mathias Jorgensen, cuyo remate pegó en un pie del arquero Subasic, rebotó en el palo y cruzó la meta.

Mario Mandzukic igualó tres minutos más tarde cuando el despeje de un rival dio un rebote fortuito en un compañero y cayó a los pies del delantero, que definió de media vuelta en el borde del área chica.

El inicio con goles prometía un choque cargado de emociones, pero tras esos minutos, la incapacidad croata y la falta de ideas de los daneses hicieron que el partido pasara a tener un trámite muy aburrido.

Esta nota tiene 341 palabras