Caracas.- La oposición de Venezuela realizará una gran manifestación en contra del gobierno de Nicolás Maduro, quien pondrá una masiva movilización de sus seguidores, y eso ha despertado muchos temores donde podrían estallar actos violentos.

Acuerpado por los militares, que el lunes le ratificaron “lealtad incondicional”, Maduro encarará la sexta protesta que organiza este mes la oposición para exigir elecciones generales y respeto a la autonomía del Parlamento, único de los poderes públicos no controlado por el oficialismo.

El jefe del Legislativo, Julio Borges, llamó este martes a las Fuerzas Armadas, con enorme poder político y económico, a ser “leales” a la Constitución y a dejarlos marchar pacíficamente.

Las anteriores protestas derivaron en batallas campales entre fuerzas de seguridad y manifestantes, con cinco muertos, decenas de heridos y más de 200 detenidos.

En la escalinata de la sede legislativa, Borges pidió a los soldados no una “rebelión o “un golpe de Estado”, sino que “cesen los abusos”, “el hostigamiento” y “la represión”.

La mayoría opositora de la cámara aprobó, además, un acuerdo en rechazo a la “continuación y agravamiento de un golpe de Estado perpetrado por Nicolás Maduro y los órganos judiciales” con recientes sentencias, anuladas parcialmente, contra el Parlamento; además de “violaciones” a los derechos humanos.





Esta nota tiene 214 palabras

No hay comentarios