Radio CRE

Quito.- La Secretaria de Gestión de Riesgos, María del Pilar Cornejo, indicó que hay tres zonas sensibles ante sismos en el país: Guayaquil, Quito y Esmeraldas,  información que pone de relieve la necesidad de una profunda campaña educativa para la ciudadanía, sobre como actuar en casos de catástrofes.

Cornejo, reflexionó sobre lo impredecibles que son los sismos y por lo tanto la importancia que cobra la prevención. En el caso específico de Quito, ratificó que la capital está sobre una falla geológica, razón que la hace susceptible a este tipo de emergencias.

La SNGR, señaló que el Estado ha invertido más de 6 millones de dólares en equipos para que el Instituto Geofísico del Ecuador, realice estudios sobre la sismicidad en nuestro país y la detección de los mismos.

Cornejo, recalcó que la política de la SNGR exije que los docentes estén preparados para enseñar y poner en práctica los protocólos respectivos en casos de emergencia, resaltando que en  prevención la parte educativa es importante, por ello los niños son preparados en gestión de riesgos.

La secretaria de riesgos, manifestó que otra de las acciones de prevención es el trabajo con los Municipio, “estamos convencidos que solo la política de educación en riesgos, y el trabajo con los Municipios puede prepararnos ante los sismos“.

Respecto a la ubicación de las zonas de riesgo por parte de la ciudadanía, dijo que el IGME realiza todos los mapas de sismicidad, agregando que en la SNGR tienen mapas multiamenazas, que están al alcance de la ciudadanía.

Finalmente, Cornejo, indicó que se esta determinando los puntos de riesgo de las viviendas en San Antonio de Pichincha a ser evacuadas

Esta nota tiene 394 palabras